Las primeras instalaciones se encuentran frente a la Histórica Estación Enológica de Haro. Comenzamos con la importación y comercialización de productos no formulados para los diferentes tratamientos del vino, tales como la conservación, vinificación, filtración, clarificación y estabilización. Con tal fin, Gon-cruz tuvo que patentar diferentes productos y aplicaciones enológicas. De esta época podemos destacar la bentonita bentosan, la goma arabiga, Neostabil y Superneostabil, la gelatina Albuminocol y Superalbuminocol, A. Metatártrico V40, Solución Sulfurosa 180 Gon-cruz, Sulfossol 400, tierras diatomea, placas de filtración etc..A finales de los años 80, Gon-cruz añade a su comercialización otros tipos de productos enológicos, productos elaborados por fabricantes especialistas, que complementan la gama de productos genéricos.


En los 90 empezamos a cubrir otras necesidades de las bodegas, no solo de elaboración, también de embalaje, mangueras, crianza, etc... y nuevos usos enológicos, como taninos y levaduras.


2003, Gon-cruz, debido al aumento de negocio y para poder trabajar en condiciones idóneas,trasladasus instalaciones al nuevo Polígono Industrial Fuenteciega, a las afueras de Haro.


Año 2005, celebramos nuestros primeros 35 años y con el fin de dar un servicio más eficaz a nuestros clientes ponemos en marcha nuestro laboratorio enológico dotado de los últimos medios técnicos.


2006, Gon-cruz obtiene la Certificación ISO 9001:2000, estando su Sistema de Calidad adecuado a dicha normativa.


2013, Comenzamos a fabricar y envasar en nuestras instalaciones de Haro los primeros productos enológicos diseñados y desarrollados por nosotros.


Hoy en día, Gon-cruz se encuentra dirigida por la tercera generación de las familias fundadoras.


Almacén, ubicación y servicio.

El almacén central de Gon-cruz se encuentra en Haro (La Rioja), y nuestro sistema de calidad nos obliga a que el 80 % de los pedidos realizados por nuestros clientes sean entregados en un periodo inferior a las 48 h siendo lo más normal su entrega en el día o al día siguiente. El 90 % de los pedidos son entregados por nuestros propios medios, lo cual significa saber en todo momento cual es la situación de un pedido y el momento exacto de su entrega.

Además durante el periodo de vendimias, Gon-cruz permanece abierto los sábados y domingos por las mañanas porque al trabajar con profesionales sabemos que la calidad de la uva depende del momento óptimo de vendimia y por supuesto este momento también llega durante los fines de semana.


Nuestroalmacénestáconstruido siguiendo parámetros de termo-acondicionamiento, es decir con paneles de aislamiento térmico para que nuestros productos se encuentren en las mejores condiciones en el momento de su uso.


Calidad

Todos estos datos se encuentran contrastados por nuestra normativa de calidad, y es un hecho importante que previo al verano es cuando realizamos nuestra Auditoria Externa de Calidad, en nuestro caso con AENOR. Ello nos sirve para engrasar aún mejor toda la maquinaria y contrastar con personal externo a nuestra empresa como nuestro funcionamiento es el más adecuado.

Más información...


Las levaduras enológicas y otros productos de características semejantes

En el periodo de vendimias se utiliza para la vinificación un producto biotecnológico esencial: Las levaduras enológicas. De este producto se obtienen los mejores resultados si las condiciones de conservación y de servicio son los adecuados.

Pese a que las levaduras hoy en día vienen empaquetadas al vacío, los productores recomiendan conservarlos en lugares fríos y secos. La temperatura más adecuada para su conservación es entorno a los 10º C. sobre todo cuando la estancia del producto en un lugar que no reúna estas características va ser prolongada durante más de 4 – 5 días. Si las levaduras se encontraran en condiciones diferentes perderán viabilidad, es decir, su poder fermentativo quedará disminuido pudiendo ocasionar fermentaciones problemáticas o incluso paradas de fermentación.


Para dar respuesta a esta problemática, ya desde el transporte de fábrica hasta nuestros almacenes, las levaduras reciben una especial atención, el transporte es refrigerado y los palets de levaduras se encuentran envueltos en papel térmico aislante.


Una vez en Gon-cruz, contamos con Cámara frigorífica donde podemos regular la temperatura más adecuada para nuestros productos. Nuestras levaduras se encuentran almacenadas a temperaturas inferiores a 10ºC. con lo que podemos garantizar en todo momento el mejor servicio ya desde el mes de Agosto.


Entrega rápida y segura

Al realizarse la entrega con nuestros propios medios, con un radio de entrega inferior a 2 h., nuestros clientes reciben la mercancía en óptimas condiciones. Nuestra bodega – cliente sabe que la levadura enológica será entregada cuando la necesite y de la forma mejor conservada, tanto si se trata de un cliente de Aragón, Ribera del Duero, Navarra, Rioja Baja o Alta descartando problemas de servicio.


Solución de problemas, atención de necesidades.

Otra característica importante de Gon-cruz viene dada por la solución a los problemas que nos plantean nuestros clientes, tales como entrega en fecha acordada, entrega periódica en diferentes cantidades... estos y toda una serie de necesidades a los que se debe dar una rápida respuesta.

Gon-cruz, nació y continúa como una empresa familiar e independiente, con su centro de decisión en Haro, no siendo ningún tipo de sucursal o delegación con lo que las respuestas y soluciones serán más ágiles, adecuadas y fiables.

Por todo ello podemos decir que Gon-cruz se encuentra totalmente preparada para atender las necesidades de nuestros clientes de la mejor forma posible no solo durante el periodo de vendimias, si no también a lo largo de todo el año.

Anuncio conmemorativo de nuestro 35 cumpleaños

Haro (La Rioja), 1970, –

Nuestra empresa surge de la asociación de 2 familias jarreras o de Haro, la familia González (GON), unida al mundo del vino y la exportación, y la familia Cruz (CRUZ), industriales de Haro, que observaron como en la década de los 60 las bodegas riojanas comenzaban a dar un salto en la elaboración de sus vinos tanto en cantidad como en calidad y necesitaban de nuevos y mejores productos enológicos, como los utilizados en otros países europeos.